jueves, febrero 26, 2009

¿Qué es el Consejo de Familia?

El Consejo de Familia es un órgano poco conocido y relativamente nuevo que se ha convertido en los últimos años en uno de los motores esenciales de la organización de la familia empresaria, llegando a ser imprescindible especialmente en empresas familiares de segunda generación y con un alto potencial de continuidad. Es el órgano en el que la familia define y toma decisiones estrictamente sobre aquellos aspectos que se refieren a su relación con la empresa.

Es recomendable que en el Consejo tengan representación todas las ramas familiares y que, a ser posible, sea multigeneracional. Algunas familias, en el tránsito entre la segunda y tercera generación, han establecido Consejos de Familia con participación de todos los hermanos accionistas y varios primos mayores de cierta edad (por ejemplo 25 años), por turnos rotativos de duración limitada (por ejemplo dos años). Para que resulte operativo, se recomienda que no cuente con más de nueve miembros. La periodicidad de las reuniones depende exclusivamente de la cantidad de temas a tratar y su complejidad. En la práctica constatamos que suele reunirse entre dos y seis veces al año. Entre sus competencias, figuran:

Impulsar el Protocolo y velar por su actualización y aplicación.
Planificar la sucesión.
Estudiar y reconocer la cultura familiar y sus valores.
Fijar la normativa relativa a la venta de acciones.
Definir la política de dividendos de la empresa.
Regular el acceso de las nuevas generaciones a la empresa.
Decidir los métodos de mediación en los conflictos entre familiares.
Tomar decisiones sobre el nivel de formación e información de los accionistas familiares.
Todos aquellos temas complementarios que quieran incorporarse en el Protocolo Familiar.



Originalmente publicado en el libro “Manual de la Empresa Familiar”, publicado por el Foro de la Empresa Familiar de las Cámaras Vascas (Eusko Ganberen Familia Enpresaren Erakundea), País Vasco, España, 2008.